Dolor de mandibula

1. Articulación Temporomandibular o ATM.

El dolor de mandíbula, en muchas ocasiones viene dada por un trastorno en la articulación de la mandíbula. Médicamente esta articulación se denomina articulación temporomandibular o ATM. Está articulación une el hueso que tenemos debajo de la boca, llamado mandíbula, y el hueso que tenemos encima de la boca, llamado maxilar. Para que la mandíbula y el maxilar puedan abrirse y cerrarse, nos ayudamos de dicha articulación, (ATM).

Las articulaciones temporomandibulares, están cubiertas de músculos, tendones y huesos. Por ello una lesión en estas articulaciones pueden hacer mucho dolor en la zona de la mandíbula.

Dolor de mandíbula

El dolor de mandíbula, no siempre viene ocasionada por una lesión en la articulación temporomandibular. En muchas ocasiones las personas que padecen del corazón, pueden tener dolor de mandíbula, porque se produce un reflejo de dolor en esta zona.

2. Trastornos de la articulación Temporomandibular.

Cuando nos duele la mandíbula, por lo general el causante  de este dolor es la articulación temporomandibular. Ésta se encuentra situada entre la mandíbula inferior y la base del cráneo.

No es una enfermedad grave, pero puede causar mucho dolor y condicionar la vida del que lo padece. Estudios han revelado que mucha de la gente que ha padecido trastornos en la articulación temporomandibular, los dolores les han durado un máximo de dos o tres meses.

Trastorno mandibular

3. Síntomas del trastorno de la articulación Temporomandibular.

-Ruido o chasquidos al mover la boca.

-Espasmos musculares en la zona de la mandíbula.

-Dolor en los oídos.

-Dolor de cabeza.

-Dolor al masticar la comida.

-Poca movilidad de la mandíbula,

-Dolor en la parte delantera de la oreja.

-Dolor en la sien.

4. Causas del trastorno de la articulación Temporomandibular.

Osteoartritis: El dolor en la mandíbula puede ser dada por el desgaste de la parte interior de la mandíbula.

Apretar la mandíbula por la noche: Mucha gente sin darse cuenta, aprieta los dientes por la noche. De esta manera hacen trabajar demasiado los músculos de la mandíbula, y deterioran la articulación temporomandibular.

Golpes: Un golpe fuerte en la mandíbula, puede lesionar la articulación y provocar trastornos en ésta.

Artritis: La gente que padece de artritis reumatoide, tienen más facilidad de padecer dolor en la articulación de la mandíbula.

Junta

5. Tratamientos para los trastornos de la articulación temporomandibular.

Evitar abrir la boca: Si padecemos dolor en la articulación temporomandibular, aconsejamos no abrir mucho la boca para no forzar la mandíbula.

Masajes: Los masajes en los músculos que están alrededor de la articulación, pueden ayudar a disminuir el dolor.

No descansar la barbilla en la mano: Mucha gente tiene la tendencia a reposar la cabeza apoyándose en la barbilla. Estas posturas no ayudan en el dolor de mandíbula.

Cambios de dieta: En muchos casos cambiar la alimentación puede ayudar a aliviar el dolor. Se trata de comer alimentos blandos y no consumir alimentos difíciles de masticar.

Ejercicios de estiramiento: Hay una serie de ejercicios de estiramiento, que nos pueden ayudar a aliviar el dolor de mandíbula. Después de realizar los estiramientos, nos aplicaremos una toalla caliente o fría en la zona de la articulación de la mandíbula.

Medicamentos: El paracetamol, ibuprofeno, codeína, y relajantes musculares, pueden ayudar a aliviar el dolor en la mandíbula. Los relajantes musculares tienen la función de relajar los músculos de la zona de la mandíbula. Consulte siempre a su médico, para determinar cuál es el mejor tratamiento.

Protectores para los dientes: Mucha gente tiene la costumbre de apretar los dientes por la noche, y perjudicar los músculos de la zona de la mandíbula. Para evitar esto los dentistas aconsejan ponerse por la noche unos protectores bucales, que se colocan sobre los dientes y reducen la fuerza que ejercemos sobre la mandíbula.

Protector dental

Inyecciones de esteroides o corticoides: Si el dolor de mandíbula es causada por una enfermedad como la artritis, las inyecciones de asteroides en la articulación temporomandibular, pueden ayudar a aliviar el dolor considerablemente. Normalmente se nota una mejora al día siguiente de aplicar la inyección. Pasadas varias semanas o meses, el dolor puede llegar a desaparecer por completo.

6. Tratamientos quirúrgicos para los trastornos de la articulación temporomandibular:

Artrocentesis: Es una técnica en la que se inserta una solución en la cavidad maxilar superior mediante agujas, para aflojar la articulación temporomandibular, y eliminar el dolor en la zona.

Artroscopia: Consiste en introducir un pequeño instrumento muy fino a través la parte frontal de la oreja. Con la ayuda de este instrumento examinaremos bien la zona, y eliminaremos los tejidos inflamados reduciendo considerablemente el dolor.

Cirugía abierta conjunta: Se trata de abrir toda el área de alrededor de la articulación de la mandíbula, para que el cirujano pueda ver el problema. Esta técnica se utiliza cuando puedan existir tumores, o deterioros óseos en la zona de la articulación.

Practicar una cirugía abierta, es más complicado que practicar una artroscopia o una artrocentesis, ya que el periodo de recuperación es mucho más largo y pueden ocasionar lesiones en el nervio.

Reemplazo total de la prótesis de la articulación: Las personas que sufren un trastorno de la articulación temporomandibular muy grave, pueden optar por reemplazar dicha articulación y ponerse una mandíbula artificial.

La operación se realiza bajo anestesia general. Se trata de hacer una incisión en la parte delantera de la oreja, y por debajo de la mandíbula inferior. Las partes afectadas se sustituyen por articulaciones artificiales.

Al hacer una operación de este tipo, no todo son ventajas, también se puede experimentar una serie de problemas en la zona. Se puede notar mucha debilidad en los músculos de la cara, dolor en los nervios, puede infectarse la zona, también puede sufrir una rotura en la prótesis, y el sistema inmunológico reaccionará ante la nueva articulación.

Leave a Reply